Erradicación

Erradicar una especie invasora una vez que está establecida y se ha dispersado es prácticamente imposible. Sin embargo, en los casos en los que se detecte a tiempo, o se encuentra confinada en un área relativamente pequeña, es esencial actuar rápido para lograr la erradicación completa de la especie. En el país existen algunos casos exitosos de erradicaciones.

Caso Islas

El caso de los ecosistemas insulares es de particular importancia ya que aquí las especies exóticas invasoras son la primera causa de pérdida de biodiversidad. Esto se debe a que las especies que aquí habitan han evolucionado de manera aislada por lo que, al llegar organismos desconocidos, no están preparadas para defenderse.

México se encuentra en uno de los primeros lugares en cuanto a acciones de erradicación de especies exóticas invasoras en islas, principalmente de cabras, ratones, ratas y gatos. Se han removido 60 poblaciones de mamíferos invasores de 11 especies en 39 islas mexicanas, lo que constituye un récord a nivel mundial ya que se han logrado erradicaciones en casi la mitad de las islas de México con presencia de especies invasoras.

Gracias a este trabajo varias especies de aves que habían dejado de anidar en esas islas debido a la presencia de especies como roedores y gatos ferales han vuelto. También han rebrotado especies de plantas que ya se consideraban extintas debido a la presencia de cabras y que, al ser removidas, fue posible que las semillas que aún estaban en el suelo germinaran.

Este trabajo, coordinado por el Grupo Conservación de Islas A.C, en colaboración con CONANP, SEMAR, SEMARNAT, INECC y CONABIO, se ha logrado en conjunto con los habitantes locales quienes están aprendiendo a proteger su biodiversidad.


Caso Palomilla del nopal en México

La especie Cactoblastis cactorum es nativa del norte de Argentina, y algunas áreas de Uruguay, Paraguay y Brasil. Fue introducida a Australia para el control biológico del nopal ya que ahí es considerado una planta invasora. Posteriormente se llevó a Sudáfrica y a algunas Islas del Caribe. En el 2006 se reportó en Isla Mujeres y en el 2007 en Isla Contoy, México. Debido a la gran riqueza biológica de las especies de opuntias en nuestro país y a su importancia económica y cultural, esta invasión representó un alto riesgo en cuanto a los impactos que podría generar. Para combatir a la especie se conformó un grupo de trabajo encabezado por la SAGARPA en el que participaron otras dependencias federales como la CONANP y la SEMARNAT y dependencias locales. Mediante la remoción de pencas en esta zona, uso de trampas con feromonas y uso de técnicas de insecto estéril se logró erradicar la especie. Actualmente existe un alto riesgo de que entre al país desde Texas, EEUU por lo que se realizan inspecciones en parcelas centinela y zonas en las que podría llegar a entrar y establecerse esta especie.


CONABIO. 2020. Sistema de Información sobre especies Invasoras https://www.biodiversidad.gob.mx/especies/Invasoras. Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, Cd de México. México.
Para mayor información sobre el tema de especies invasoras, favor de enviar un correo a especiesinvasoras@conabio.gob.mx

Actualizado en: 29/01/2020 - 19:11hrs.